top of page
  • Foto del escritorSupliJardines

Guía para sembrar vegetales en hidroponía



El concepto de hidroponía es desconocido para muchas personas. Algunas lo asocian con la agricultura orgánica pero no siempre es así. La hidroponía es trabajar sin suelo utilizando diferentes medios como por ejemplo agua (aquaponía), fibra de coco, peat moss, polvo de piedra, piedra cuarta o piedra quinta. Normalmente los terrenos agrícolas están muy desgastados y enfermos, por lo que nace la alternativa de poder sembrar bajo otros medios de cultivo. El suelo nos puede generar varias enfermedades como hongos, bacterias, nematodos, etc. Se busca que los cultivos nazcan sanos al 100% en un medio totalmente inerte. A continuación les explicamos paso a paso como realizar una huerta hidropónica en casa.

PASO 1: ALMÁCIGOS

En una bandeja para almácigos se coloca el Happy Plant Sustrato Nórdico rellenando las celdas. Se humedece el sustrato utilizando un Atomizador SupliJardines 1L y luego se colocan las semillas Vigrow Seeds en cada celda a un centímetro de profundidad y se tapa con el mismo sustrato. Luego volver a humedecer el sustrato con el atomizador ya que la semilla necesita despertarse. Ella está en un estado de dormancia que se quita añadiendo agua y un medio donde pueda nacer. Lo ideal es colocar la bandeja en un lugar oscuro de 1 a 3 días y regarlas 2 veces al día. Es muy importante trabajar con semillas de alta calidad. Esto quiere decir que sean semillas sanas y con un alto porcentaje de germinación. Las semillas traen un colorante que es un tratamiento fungicida para preservarlas de hongos y mejorar la calidad de las semillas. Esto nos da mayor respaldo de que la semilla está curada.

PASO 2: TRASPLANTE

Una vez que los almácigos han alcanzado el tamaño ideal para el trasplante debemos buscar un lugar idóneo donde trasplantar los cultivos. Podemos utilizar macetas, paredes verticales, media botella de 2 litros de refresco, bateas, cajas plásticas, cajones de madera, etc. Si la caja tiene huecos (como las cajas plásticas de vegetales) se debe colocar en el fondo y lados de la caja una bolsa negra de basura para evitar que el medio se salga por los huecos. Se le hacen huecos pequeños para que el agua pueda escurrir y no se encharque. A la hora de buscar un lugar donde colocar la huerta, tome en cuenta la profundidad para que la planta tenga espacio para desarrollar las raíces. Se recomienda una profundidad mínima de 10cm. Hay cultivos que requieren mayor profundidad (tomate, zanahoria, remolacha, rábanos, etc.) y se recomiendan profundidades de 35cm más o menos. La cama hidropónica donde vamos a realizar el trasplante no utiliza tierra (suelo); se hace con arena de río, piedra cuarta, piedra quinta, polvo de piedra, Happy Plant Sustrato Nórdico o Happy Plant Fibra de Coco. Podemos trabajar el medio sólo o una mezcla de varios. Adicionalmente, una cama hidropónica puede utilizarse para una sola siembra o dividirla y realizar dos o tres siembras diferentes (éstos pueden llevar medios distintos). Se recomienda sembrar cultivos similares en edad para así cosecharlos casi simultáneamente y luego renovar y reutilizar el medio. Lo ideal es sembrar cultivos de una misma familia, por ejemplo cebollino y puerro ó distintos tipos de lechuga.

Se llena la cama hidropónica con el medio o medios elegidos hasta el tope. Luego se colocan los almácigos respetando la distancia recomendada según el cultivo. Algunos cultivos se desarrollan a lo alto (cebollinos) y otros a lo ancho (lechugas). Se abre un hueco en el medio, se coloca el almácigo adentro y se tapa suavemente con un poco del medio. Se humedece bien utilizando un atomizador. Se deben regar las plantas 2 veces al día (por la mañana y por al final de la tarde). Recuerde colocar paletas para poder identificar los cultivos ya que algunos son muy similares. Para los cultivos de tomate, chile y pepino hay que colocar un tutor ya que crecen muy alto. Esto es colocar a la par de cada planta una estaca generalmente de 2 metros de alto y una profundidad de 30-50cm.

PASO 3: NUTRICIÓN

Cuando trabajamos con hidroponía la nutrición se maneja de manera distinta que los métodos de cultivo tradicionales. En este caso se utilizan los fertilizantes Green Garden Hidroponía I y Green Garden Hidroponía II. Green Garden Hidropónica I: contiene los elementos mayores. El nitrógeno se encarga del crecimiento de las hojas y en producir un buen color verde. El fósforo ayuda a desarrollar las raíces y el potasio ayuda en las funciones generales de la planta (desarrollo de tallos, frutos, flores). Green Garden Hidropónica II: contiene los elementos menores. También conocidos como micronutrientes, éstos elementos son requeridos en pequeñas proporciones pero son igual de importantes que los elementos mayores. Incluyen el hierro, magnesio, cobre, zinc, boro, molibdeno). Dosis: 5ml de Green Garden Hidropónica I y 5ml de Green Garden Hidropónica II por cada litro de agua (se aplican juntos). Se utiliza un atomizador para cubrir bien las plantas. La aplicación se realiza diariamente; por la mañana y por la tarde. Es muy importante realizar esta aplicación todos los días dos veces al día.


Las plantas son seres vivos que se deshidratan mucho y sufren estrés (por sequía, exceso de agua, de frío, de viento). Como consecuencia descuidan su sistema inmunológico y la planta se va decayendo. Lo ideal es aplicar Everest, un activador metabólico que ayuda a la planta a volver a su estado normal. Ayuda a producir una excelente floración y por consecuencia muy buenos frutos. También refuerza el desarrollo vegetativo y radicular.

PASO 4: CONTROL DE PLAGAS

Recomendamos aplicar Happy Plant Triple Acción una vez por semana rociando las plantas ligeramente por encima. Este producto ayuda a prevenir problemas de hongos, insectos y bacterias. Es una opción sumamente práctica ya que viene listo para aplicar.

PASO 5: COSECHA

Llegó el tiempo más esperado del proceso. Se puede cosechar día a día que se recorten las hojitas de las hortalizas o se deja que termine el ciclo del cultivo. Por ejemplo diariamente ir recortando hojitas de lechuga para hacer una ensalada. O bien si queremos cosechar una lechuga completa bien frondosa entonces debemos esperar aproximadamente 60 días que concluya el ciclo.


PASO 6: LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN

Una vez que hemos cosechado todas las hortalizas es importante hacer una buena limpieza del medio y volver a utilizarlo. La fibra de coco tiene una larga vida útil y, podemos usarla hasta 5-10 años según el manejo que le demos. En el caso de las piedras se puede hacer un proceso de desinfección con cloro o algún desinfectante para curar la piedra. También puede realizar un proceso de solarización. Para ello se meten las piedras dentro de una bolsa plástica y se colocan al sol directo unos 5 días. Este proceso desinfecta las piedras de manera natural.

bottom of page